Cómo Google le ayuda a crecer su negocio

La optimización para motores de búsqueda, también conocida como Search Engine Optimization, con su abreviación SEO, consiste en organizar la información de su página web para que sea fácilmente encontrada por los buscadores (Google, Bing o Yahoo), siendo Google el jugador dominante.

El gran beneficio es que Google le envía visitantes a la página. Y entre más visitantes reciba, mayores las posibilidades de convertirlos en clientes. Es como su amigo al que cada vez que alguien le pregunta si conoce un negocio que haga lo que usted hace, le recomienda su empresa y lo manda a la página para que conozca más. Eso hace Google por su negocio. Le manda gente al “local” cada vez que alguien le pregunta.

¿Por qué le debe interesar el optimizar su página para motores de búsqueda, en otras palabras, hacerle SEO a su página? Para que las personas que están haciendo búsquedas en Google (sus clientes potenciales), descubran su sitio y su maravilloso contenido (productos, artículos, eBooks, blogs, etc.), lo que a su vez llevará a una venta.

Nosotros lo guiamos sobre la forma como debe preparar y organizar su contenido, para que efectivamente cuando alguien solicite esta información en los motores de búsqueda, su página aparezca como una alternativa.

Si aparece en la primera página de los resultados orgánicos que arroja Google, mayor será la probabilidad de que las personas den clic a algunos de los enlaces, y obviamente los lleve a su página web, para después ofrecerle algunas “tentaciones” que generen conversión (suscripción al boletín, descarga de eBook, solicitud de información).

Su sitio web es una colección de páginas internas

Lo primero que debe entender es que su página web, su sitio web, es una colección de páginas internas. Esto significa que los resultados que arroja Google son resultados específicos de una sección de su sitio web, por lo que cada página interna le apunta a unas palabras clave específicas y aspira aparecer en unas búsquedas específicas.

Si bien cada una de estas páginas depende o está “colgada” de la raíz de su dominio (por ejemplo, www.empresa.com), son páginas individuales y cada una tiene una dirección única a la cual acceden los visitantes. Estas direcciones únicas son llamadas URL (Unique Resource Locator), que es como el número único de identificación de cada página interna (no hay dos URL iguales). Por ejemplo www.RampaMarketingDigital.com/posicionamientoGoogle es un URL específica.

Todas sus páginas internas, entre ellas la de Productos, Quiénes Somos y Contacto, cada una tiene una dirección única, lo que hace que cada una sea leída, escaneada o indexada de manera independiente por Google.

Pese a que todas las páginas internas se desprenden de la misma raíz (su dominio principal), para Google cada una es independiente y la clasifica con unas palabras clave específicas de las que considera se trata el contenido.

Si bien Google sabe que todas pertenecen al mismo dominio, cada una es independiente. A modo de ejemplo estas podrían ser diferentes URLs de su página:

www.dominiodesuempresa.com
www.dominiodesuempresa.com/productos www.dominiodesuempresa.com/productos/producto-a www.dominiodesuempresa.com/productos/producto-b www.dominiodesuempresa.com/novedades
www.dominiodesuempresa.com/tips-y-recomendaciones www.dominiodesuempresa.com/testimoniales www.dominiodesuempresa.com/testimoniales/cliente-a www.dominiodesuempresa.com/testimoniales/cliente-b www.dominiodesuempresa.com/contacto

Cada una de las anteriores URLs es indexada o registrada por Google, por lo que cada una tiene la posibilidad de ser encontrada cuando alguien busca. La gente no encuentra su página en Google, encuentra una sección de su página. Así, entre más URLs tenga, mayores las posibilidades de aparecer en las búsquedas. Por eso la importancia de tener abundante contenido en su página (muchas páginas internas).

Cómo funciona Google

Si internet con todas sus páginas se cayera mañana, Google tiene una copia. (Excepto de aquellas páginas privadas donde el propietario ha establecido específicamente que no quiere ser reconocido o indexado por Google).

Y toda esta información (que se está actualizando diariamente), está distribuida en gran cantidad de servidores alrededor del mundo con seguridad extrema. Google es como una gran biblioteca. Guarda una copia que ha escaneado de cada una de nuestras páginas web y de todos los billones de páginas que existen en el mundo

Cómo es el proceso en el que Google “escanea” la información de las páginas web

Cada día Google (más exactamente lo que se llaman las arañas, robots o crawlers) recorren la web como si estuvieran escaneando con rayos x. Todos los días recorren Internet e identifican qué nuevo contenido existe, qué nueva página, qué nuevo blog o artículo dentro de su página alguien publicó. ¿Por qué lo hacen? Para estar permanentemente actualizando su biblioteca de información, que es la copia que guarda de todas las páginas web del mundo. Como las páginas son dinámicas, agregan y quitan contenido, este escaneo permanente mantiene actualizada esta biblioteca y almacena nuevos contenidos que cada uno de nosotros va generando.

Por eso la importancia de generar contenido regularmente

Entre más contenido Google indexe o escanee de nuestra página; entre más URLs reconozca (páginas internas, artículos, secciones dentro de su página), mayores las probabilidades de que ese contenido específico pueda aparecer en los resultados de las búsquedas cuando la gente se lo pida. Entonces, como Google tiene una gran biblioteca en la cual almacena toda la información que está en internet, cada vez que alguien digita en la caja de búsqueda una palabra o una frase en particular, en milésimas de segundo Google va a su biblioteca, revisa de todas estas copias y decide con base en su algoritmo, qué información arroja en los resultados.

En milésimas de segundo hace cálculos y confronta las palabras buscadas con múltiples variables como la ubicación geográfica de quien busca, qué tantas otras personas ya han buscado lo mismo, qué páginas tienen esas palabras en su contenido y muchas otras cosas, para definir el contenido que puede ser más relevante y útil para la persona.

El resultados de los cálculos de este algoritmo son los que nos aparecen en la primera página (y de ahí las subsiguientes). Los ubica en orden de importancia de arriba hacia abajo, del que más coincida con la búsqueda al que menos, en el promedio ponderado de las variables.

Entonces, ¿qué es optimizar una página?

Optimizar es organizarle la información de su página a Google para que la encuentre muy fácil cuando alguien se la pida. Como decíamos, Google escanea todo nuestro sitio web y durante este proceso va asociando y decidiendo en qué lugar de su gran biblioteca va a almacenar cada información que encuentre.

Si alguien no tiene organizada su página por dentro (habiéndole puesto rótulos que orienten a Google), las palabras por las que lo va a clasificar en su biblioteca pueden no ser las correctas y quedar mal clasificado. Y de esa manera, cuando alguien le pregunte en el buscador sobre su tema, puede que no lo encuentre en la biblioteca bajo esos términos, es decir, su valiosa página no aparecerá en los resultados. De nuevo, optimizar es organizarle a Google la información que tiene en su sitio web para que cuando la escanee la pueda tomar fácilmente (indexar), que la guarde y clasifique bien, para que cuando alguien se la pida pueda buscar en el lugar correcto o en el “cajón” correcto de su gran biblioteca.

Si organiza bien la información, Google la clasificará con los rótulos correctos

Si tiene bien organizada la información, es decir, optimizada, Google la encontrará muy fácil y la va archivar en su biblioteca con los rótulos correctos. De esto se trata todo el tema de la optimización para motores de búsqueda: organizar la información, con los rótulos correctos para que Google la vea fácilmente, y cuando la vaya a guardar en la gran biblioteca que tiene de todas las páginas web, la ubique en el lugar correcto, asociada a las palabras clave correctas. Así, cuando alguien la solicite, le muestre su página en los resultados. Obviamente, muchas personas y compañías están tratando de aparecer en la primera página para ciertas palabras o frases clave. Ahí es donde empieza la competencia entre los contenidos que cada uno genera y que las diferentes páginas le envían a Google.

¿Cuáles tendrán más predominancia? El algoritmo hace un desempate entre varios contenidos similares por cada una de las variables. En la medida que cada contenido tenga mejores indicadores, mayor relevancia va a tener para aparecer en las búsquedas y aparecerá más arriba en el ranking.